+34 975 225 980Teléfono Emergencias 24/7
Lunes: de 9:00 a 19:00 - Martes, miércoles y jueves: de 9:00 a 20:00 - Viernes: de 9:00 a 17:00
bt_bb_section_bottom_section_coverage_image

Mis propósitos de año nuevo: Recuperar la sonrisa después de Navidad

8 de enero de 2018
https://aitziberyaguecortazar.com/wp-content/uploads/2018/01/blog-navidad-2017-clinica-dental-maxilofacial-aitziber-yague-cortazar-soria-1280x500.jpg

Hay un dato muy curioso que la mayoría de la gente no se espera, y es que, resulta que las caries son una las afecciones más comunes en invierno después del resfriado. ¿Sorprendido? Pues aquí va otro dato, las navidades contribuyen significativamente a aumentar el riesgo de padecerlas. ¿Por qué? Porque consumimos a diario durante un periodo relativamente largo de tiempo, azúcares (turrones, postres), alcohol (vino, cerveza), bebidas frías (los cambios de temperatura de las bebidas con hielo dañan la dentina, haciendo a nuestros dientes más sensibles), tabaco…

Hoy, nos despedimos de las navidades con un montón de buenas intenciones. Entre ellas, seguro que está la de ir al gimnasio, hacer dieta, y… ¿cuidarse los dientes? Parece que siempre dejamos nuestra sonrisa en un segundo plano. ¿Te suena algo de lo que te estamos hablando? Pues apunta, hoy te damos una lista de propósitos dentales de año nuevo para recuperar tu sonrisa después de la Navidad.

  1. Ir al dentista una vez al menos para hacer una revisión: Muchas veces insistimos en que no hay que esperar a padecer una infección o un dolor en la boca para ir al dentista. Probablemente, este sea uno de nuestros mayores errores de cara a mejorar o mantener nuestra salud bucodental. Con una simple visita al dentista al año, podríamos aportar a nuestra boca la salud necesaria para no incurrir en grandes gastos y/o en males mayores.
  2. Reducir nuestro consumo de azúcar: En nuestro país se consume el doble de la cantidad de azúcar recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS).  El azúcar ayuda de forma generosa a la formación de caries, pero además, el azúcar concentrado en alimentos como golosinas, galletas o pasteles también provoca la producción de ácidos en la cavidad oral, que actúan después de las comidas y pueden erosionar el esmalte.
  3. Lavarse los dientes después de las comidas: Es importante que insistamos en esta práctica desde el primer momento de las vidas de nuestros familiares. Una vez aceptado como una rutina, luego no cuesta nada continuar con la práctica. Un consejo, si comes fuera de casa por el trabajo, puedes llevarte una mini bolsa de aseo con un pequeño cepillo. Es fácil y práctico.
  4. Qué comes y cuándo lo comes. Tan importante como el anterior punto, es tener una buena dieta. Hay determinados alimentos que contribuyen al desgaste de nuestros dientes, producen manchas o alteran el ph de la dentadura. El café, el vino, los cítricos, son algunos de ellos. ¿Crees que puedes reducirlos?

Como ves, estos consejos son de los más sencillos y pueden encabezar tu lista de nuevos y buenos propósitos de Año Nuevo.