+34 975 225 980Teléfono Emergencias 24/7
Lunes: de 9:00 a 19:00 - Martes, miércoles y jueves: de 9:00 a 20:00 - Viernes: de 9:00 a 17:00
bt_bb_section_bottom_section_coverage_image

¿Es normal que me duelan los dientes si viajo en avión?

10 de agosto de 2016
https://aitziberyaguecortazar.com/wp-content/uploads/2022/05/blog-revision-dental-clinica-dental-maxilofacial-aitziber-yague-cortazar-soria.jpg

Nos pasamos la mitad del año, ya sea con el gimnasio o con una dieta sana preparando las vacaciones de verano. Unos para la playa, otros para la montaña, pero siempre con el mismo objetivo: desconectar. El viaje también forma parte de nuestras vacaciones, ya sea en coche, tren, avión…  Cada transporte tiene sus “pros” y sus “contras”, sin embargo, viajar en avión es lo que más molestias puede causarnos, como el dolor en los oídos, o el dolor en los dientes.

Barodontologia Dolor Muelas Clínica Dental Maxilofacial Aitziber Yagüe Cortázar

Si tras despegar, empiezas a notar molestias en tus dientes, no tienes que alarmarte, es un dolor normal que se produce con los cambios en la presión atmosférica, y es conocido como barodontología.

La fuerza que sentimos en nuestro cuerpo se produce cuando las presiones de fuera, y las de nuestro interior no se igualan. Todos nuestros órganos transmiten por igual las presiones del exterior al interior, cuando nos encontramos ante algún cambio de esta variable en el ambiente. Sin embargo,  estos cambios pueden causar problemas en las estructuras de nuestro cuerpo. Hay partes que están llenas de aire, y alineadas con paredes rígidas, como en los espacios del oído medio, en las cavidades nasales del cráneo o la pulpa dentaria, si hacemos referencia al tema dental.

La pulpa dentaria se localiza en el interior del diente, y se trata de un tejido formado por un gran conjunto de terminaciones nerviosas, y rodeado por paredes de dentina dura y que no se puede extender. Esta pulpa, está compuesta por pequeñas bolsas de gas, que se expanden cuando varía la presión. El diente es incapaz de adaptarse a este cambio, ya que no puede ampliarse, y por ello se manifiesta el dolor. De todos modos, esto no suele darse en dientes sanos, más bien, en aquellos que tienen caries, trastorno en la pulpa o algún defecto en una restauración previa. Cuando este dolor se da en alguno de estos casos, puede ser muy intenso, y aparecer de forma brusca.

Este dolor, que se sufre al viajar en avión, puede darse de igual manera en aquellos que practican buceo, y pasa por la misma razón, los cambios de presión.

Para evitar cualquier tipo de problema que nos pueda surgir en la boca, deberemos prevenirlo mediante revisiones dentales periódicas, o como mínimo, antes de empezar cualquier tipo de viaje, para que no se nos estropeen las vacaciones. Lo que inicialmente surge como una ligera molestia se puede convertir en la extracción de una pieza dental, o incluso afecciones cardíacas.